LA NANA

A la nanita, nana,   

de San Clemente;  

mi niño chiquitito 

ya tiene un diente.

 

Ea, la nana,  

ea, la nana:  

duérmete, lucerito 

de la mañana.  

 

A la nanita, nana, 

duérmete pronto,   

que detrás de este diente

te saldrá otro.

         Popular.